Como hacer que los demás se sientan cómodos en el trabajo

Como hacer que los demás se sientan cómodos en el trabajo, esto no es alguna veces tan fácil como pareciera, pero sí es mucho lo que se puede hacer al respecto, todo es cuestión de tener la voluntad de querer hacerlo. Es muy importante realmente que las personas se sientan a gusto en sus puestos de trabajo, para lo cual, debemos adecuarlos proveyendo lo necesario para que esto sea posible.

Tomando también en cuenta, donde se desarrollen las actividades, pero poco más o menos en todas partes las condiciones están dadas para endulzar un poco el ambiente. Lo difícil es complacer a todos los empleados, sobre todo sin son personas de diferentes estatus sociales, de diferentes edades, y hasta de diferentes credos o nacionalidades. Pero siempre se puede hacer un esfuerzo. Vamos a ver cuáles son las cosas en las cuales podríamos complacer a todos.

Para mantener contento al personal se debe tener un dispensador de café

Esta es una magnífica idea, para mantener contento al personal se debe tener un dispensador de café, té o cualquier otra bebida aromática, pues todos no tienen por qué ser amantes del café. Entonces si hay quien prefiera té, o cualquier otra bebida tonifícate, se debe tener siempre una pequeña cocinilla, un aparato de micro ondas, vasos, un dispensador de agua potable y fría. Dependiendo de las posibilidades de la empresa, no estaría de más que a media mañana, se repartieran algunos caramelitos que no van arruinar a nadie.

Algunos jefes acostumbran a darles a sus secretarias alguna galletita dulce o salada para acompañar el café en calidad de merienda por las tardes. Otras veces pueden mandar al muchacho de los mandados (office boy) a comprar algunos pasteles, aunque sea por cuenta de los mismos empleados que hagan una colecta para merendar. Bueno si no corre por cuenta de la empresa, al menos permitir a los empleados que se tomen este pequeño descanso.

Tener ambiente musical o permitir a los empleados que puedan trabajar con sus audífonos que lo hagan

Si es posible, se debe tener ambiente musical, o permitir a los empleados que puedan trabajar con sus audífonos que lo hagan. Dependiendo de las funciones que cada uno tenga que cumplir, a lo mejor se les puede permitir este gusto. Claro que no es cónsono con algunas actividades. Por ejemplo los que tengan que atender al público, no pueden estar con unos audífonos puestos, pero sí los pudiera tener la muchacha que está haciendo la limpieza.

Pero generalmente en todas las empresas, se puede tener ambiente musical a un volumen muy moderado, y preferiblemente con música muy selecta e instrumental. De lo contrario, cuando ya se aprendan la letra de las canciones, tendremos un verdadero orfeón en la oficina. En estos casos sería interesante preguntarles a los empleados sus gustos musicales, y grabar música para todos los gustos, para que durante el día haya variedad.

Esto se compilaría todo en un pendrive, y se compra un teatro con sus cornetas, las cuales se deben colocar en sitios estratégicos para que llegue la misma música a todos los departamentos. Les recordamos de nuevo, que esto es solo a manera de que se pueda trabajar relajado, y la música debe ser muy seleccionada e instrumental, y a un volumen que no entorpezca las actividades de la empresa, ni incite a los empleados a querer llevar el ritmo con el cuerpo.

El trato de los superiores hacia sus empleados debe ser siempre cordial

Si esto es realmente importante el trato de los superiores hacia sus empleados debe ser siempre cordial, no por andar con una carota e impartiendo órdenes a todo pulmón, te van a respetar más, por el contrario lo que puedes conseguir es que a tus espaldas te pongan un mote, a lo mejor deciden llamarte “Olafo”. Y es que realmente más se le respeta a una persona que habla con un tono de voz moderado pero firme.

Recordar siempre los días importantes como lo son los cumpleaños de cada empleado, el día de las secretarias, o los alusivos a su profesión, un pastel, un pequeño detalle por parte de los compañeros o de la empresa.

Todas estas cosas incluyendo siempre las normas de cortesía, son muy importantes para mantener un ambiente agradable y a los empleados estimulados para trabajar con gusto. También se debe cumplir con los compromisos de obligatoriedad como lo son funerales, y visitas a las clínicas u hospitales en casos que lo ameritan.